Queen

News Of The World

1977

En el amanecer del punk, Queen fue uno de los pocos gigantes del rock de los 70 en reinventarse lo suficiente como para no perder relevancia. El resultado fue otro de sus discos fundamentales.

Con A Night At The Opera y A Day At The Races Queen había llevado sus excesos de estudio y sobregrabaciones de voces y guitarras al límite. En 1977 estalló el punk en el Reino Unido con la aparición de los Sex Pistols y eventualmente de otras bandas como The Clash o The Damned. El punk rock devolvía el rock a su esencia misma. Pocos instrumentos, poca producción y una música que despues de años de excesos instrumentales y de producción volvía a ser de alguna forma accesible al pueblo en general.

Este cambio rotundo en el panorama del rock afectó a todos. De la noche a la mañana grupos como Led Zeppelin, Genesis, Supertramp y por supuesto Queen pasaron a ser cosa de ayer. Era clarísimo que ninguno de ellos podría reinventarse como banda punk, pero en el caso de Queen la influencia del punk se consolidó en buscar un sonido mas crudo y simple, sin perder su sello característico, pero si con una óptica mucho mas inmediata y espontánea dentro del estudio. No es casualidad que el primer tema del disco no tenga mas instrumentación que la voz de Freddie y un fondo de gente pateando tablas y aplaudiendo al compás.

We Will Rock You es una canción escrita por Brian May pensando en la participación del publico durante los shows y al instante la apuesta tuvo éxito. We Will Rock You no faltó en ningún show de la banda a partir de ese entonces. Freddie Mercury también se inspiró en esto para componer su propio tema de participación del publico, la balada himno triunfal We Are The Champions. Las dos canciones no solo abrían el disco, sino que fueron lanzadas como single de “doble lado A” y pasaron ambas al top 5 de canciones mas exitosas en la historia de Queen. A partir de allí ambas canciones se usarían (y abusarían) en miles de eventos deportivos alrededor del mundo.

Para Queen, el despojarse de los típicos excesos de producción significó un disco mucho mas sólido y canciones que van al grano en seguida, sin demasiadas vueltas. Tal fue el cambio de enfoque que Sleeping On The Sidewalk, un boogie escrito por May fue grabado de una sola toma. El resto del aporte del guitarrista al disco es notable. Por un lado esta la tétrica pero hermosa balada de piano All Dead All Dead, la única en la cual se dio el gusto de crear armonías de guitarra en capas, aunque brevemente en la parte del medio. Su otra canción It’s Late es un excelente y extenso himno rockero armado como una especia de opera de 3 actos, con un sonido muy en la linea del rock de estadio americano de los 70 de gente como Boston o Fleetwood Mac. Es aún inexplicable el por que esta canción no fue nunca lanzada como single o ni siquiera tocada en vivo.

Además de We Are The Champions, Mercury contribuyó con la impecable My Melancholy Blues, una balada de piano jazzera “de salón” que suena a despertarse con resaca luego de una noche de descontrol y con la canción Get Down Make Love, una especia de experimento sonoro que resultó ser la primera composición de Mercury en la linea menos clásica y mas funky que impregnaría muchas de sus futuras composiciones en el futuro. Curiosamente la canción estuvo presente en todos los shows de la banda durante los próximos 5 años.

Sin embargo el aspecto mas notable del disco es que tanto Taylor como Deacon contribuyeron 4 canciones en total. Relegados hasta ese momento a una canción por disco (y ninguna para Deacon hasta el 3er disco). Del lado de Taylor fueron Sheer Heart Attack, lo mas cerca del punk que vamos a escuchar a Queen, un rock rápido y furioso que fue originalmente compuesto para el tercer disco de la banda que lleva su mismo nombre, pero descartada por quedar fuera de contexto en ese disco. Por otro lado está Fight From The Inside, un rock mucho mas pesado y duro con un riff filoso y la inconfundible aspereza de la voz de Taylor. En ambos temas Taylor toca la segundo guitarra y el bajo, ademas de hacerse cargo de la voz y batería.

El aporte de Deacon fue por un lado la balada Spread Your Wings, casi un complemento de We Are The Champions, y elegido como 3er single del disco y por otro lado Who Needs You, una balada acústica con una vibra bossa nova en la cual el propio Deacon se hizo cargo de todas las guitarras acústicas, incluyendo un hermoso solo con aires caribeños.

La producción del disco volvió a estar a cargo de la propia banda con ayuda de Mike Stone en los controles.

Con News Of The World, Queen demostró que ellos también eran capaces de decir mucho sin apoyarse en maquillajes excesivos de estudio y sin así traicionar su identidad sonora. Un trabajo simple, conciso y sólido que marcó un quiebre en la discografía Queenera y pasó a representar a la banda tan bien como A Night At The Opera, además de servir como un contraste perfecto con aquel Queen majestuoso y sinfónico.

Este disco marca el inicio del Queen de estadio que dominaría el mundo a principios de los 80s. También es el disco que mejor representa y de alguna forma consolida las identidades individuales de Mercury, May, Taylor y Deacon como 4 compositores de igual peso dentro de la banda, similar a lo que ocurrió con el álbum blanco de los Beatles, solo que en este caso representó una nueva fortaleza del grupo como unidad en vez de llevar a un distanciamiento.

Con su sonido simplificado es también el disco de Queen mas compatible con los gustos del publico rockero tradicional. El que podés escuchar sin ser fanático de Queen y un disco que de hecho todos deberíamos tomarnos un rato para escuchar.

 

Autor:

Juani Vitale

Dejanos tus comentarios!