Pearl Jam

Vitalogy

1994

1994 sería para el rock de Seattle un momento similar a lo que 1969 significó para el rock de los 60s. El trágico fin de los sueños y la inocencia. Nadie lograría capturar mejor la oscuridad e incertidumbre del rock alternativo en ese momento como Pearl Jam con su tercer disco Vitalogy.

Es probable que el 94 haya sido el año mas agitado en la carrera de Pearl Jam. Comenzó en plena gira de su segundo disco Vs. y al poco tiempo la banda sorprendió al mundo de rock haciéndole frente al gigante de las entradas, Ticket Master, entablando una batalla legal contra ellos por el elevado precio de las entradas de sus propios conciertos. Este suceso plantó una bisagra histórica en la carrera de la banda. Por un lado se ganaron el apoyo incondicional de sus fans al enredarse en semejante embrollo legal solo en favor de ellos, pero por el otro lado el conflicto implicaba que la banda no podría tocar en ningún estadio, teatro o evento gestionado por Ticket Master y que la banda misma debería hacerse cargo de la venta y control de entradas.

En medio del desarrollo de todo este embrollo, el 5 de Abril Kurt Cobain, lider de Nirvana se quitaba la vida. La fama había llegado de forma demasiado gigante e inabarcable para una mente sensible y compleja como la del joven cantante y compositor. Con la muerte de Cobain, Eddie Vedder quedaba como la cara mas importante de la música de Seattle. Casi como si se viera venir el torbellino de prensa y preguntas, Pearl Jam dobló a partir de ese momento sus esfuerzos para escapar del ojo público. Vs. no había tenido videos de sus singles, pero esta vez doblaron la apuesta, negándose a dar conferencias de prensa o entrevistas a cualquier medio. Es una postura que mantendrían por mas de 4 años.

Todas estas cuestiones extra-musicales en tan poco tiempo habían generado un desgaste tal que al momento de empezar a trabajar en el tercer disco la banda comenzó a atravesar una crisis interna. Vedder parecía esforzarse demasiado en esquivar cualquier cuestión que hiciera parecer a la banda remotamente complaciente con el sistema, muchas veces a desdén de sus compañeros, que a la vez tenían dificultades para ponerse en su lugar por no entender esa presión extra de no ser la cara visible de Pearl Jam. Por otro lado este tercer disco marcó la primera vez en la que Vedder tomó la mayoría de las decisiones finales. Stone Gossard y Jeff Ament no solo habían armado la banda luego de sus otros dos proyectos fallidos en común (Green River y Mother Love Bone) sino que habían generado casi todo el material de los dos primeros discos.

Vedder tomó la directiva de la banda durante la grabación de este disco. No a fuerza de autoridad, sino de canciones e ideas muy definidas. Esta transición fue particularmente difícil para Gossard, quien estuvo a punto de dejar la banda en aquel entonces. Por su parte el guitarrista Mike McCready estaba atravesando serios problemas con el alcohol y las drogas y terminaría internándose en un centro de rehabilitación al final las sesiones del nuevo disco. El baterista Dave Abbruzzese fue despedido poco antes de terminar las sesiones de grabación por razones que aún hoy no quedan del todo claras, pero que pasaron por diferencias personales, sobre todo entre él y Vedder. La salida del baterista mas querido y técnicamente virtuoso de la historia de la banda no solo fue un duro golpe para los fans, sino que cambiaría bruscamente el sonido de la banda, despojándolas del groove funky de la técnica de Abbruzzese hacia un sonido mas hard rock clásico en futuros trabajos.

Luego de tanta sangre, sudor y lágrimas Vitalogy, el tercer disco de la banda salió a la venta. Primero en vinilo y dos semanas después en CD. Otra de las señales de rebeldía de esos días de Pearl Jam contra la industria musical, que en ese momento había dejado de lado al vinilo casi por completo en favor del CD, una cuestión que al mismo tiempo sirvió de inspiración para la canción Spin The Black Circle, lanzado como primer single del disco. El arte de tapa del álbum esta basado en un antiguo libro del siglo XIX llamado de la misma forma y que estaba lleno de conceptos anticuados y en general bizarros sobre la vida, la medicina, el amor, la educación, etc. Irónicamente el ingenioso concepto de arte de tapa funciona mejor en la versión CD que en el vinilo. En vez de la caja de plástico tradicional, el packaging del CD esta armado como un libro de tapa de cartón dura, imitando el original, con las paginas internas pegadas a la tapa exterior intercalando las letras de las canciones con fragmentos reales del libro original y fragmentos de notas de Eddie Vedder.

El arte de tapa del disco no solo es increíblemente original e innovador para la época en donde los CDs eran todos iguales, sino que lo tenebroso y misterioso de las antiguas imágenes que se ven entre las paginas intencionalmente amarillentas, ademas de los temas que tratan son el complemento perfecto de un disco repleto de canciones igualmente oscuras y crípticas, repletas de metáforas a veces explicables, muchas veces no. Es uno de esos discos en los que es casi mandatorio escucharlo con el arte de tapa en la mano. Tanto el sonido como la visual forman juntos un paquete irresistible.

La música del disco es un claro esfuerzo de alejarse de cualquier elemento “radio friendly” presente en los dos primeros discos de la banda. Una fuerte impronta punk, acordes disonantes y experimentos que parecen haber sido hechos con el expreso objetivo de desconcertar al oyente, como la extrañísima Bugs, que solo incluye a Vedder tocando un acordión de juguete y cantando una letra que habla sobre los insectos, Pry, To, un breve funk con notas disonantes que repite la frase “p-r-i-v-a-c-y is priceless to me” una y otra vez o el espeluznante tema de cierre “Hey Foxymophandlemama, that’s me” un instrumental improvisado sobre el cual se escuchan fragmentos de dialogo grabados por Eddie Vedder de la televisión mientras veía una entrevista a algunos internos de un hospital psiquiátrico. Jack Irons, ex baterista de los Chili Peppers y el amigo de Eddie Vedder que conectó a este con Gossard y Ament en primer lugar, fue elegido como nuevo baterista y sus parches pueden oirse en ésta ultima pieza. La única que llegó a grabar del disco.

El disco amplia su variedad con canciones como Better Man, una balada rock/pop compuesta por Vedder en su adolescencia grabada a insistencia del productor Brendan O’ Brien con reticencia del cantante quien en plena rebeldia anti-mainstream creía que la canción sonaba demasiado a un “hit”, o Nothingman una balada melancólica que habla sobre una relación abusiva, o bien la dramática y atmosférica balada Immortality, cuya letra bien podría haber sido inspirada por la reciente muerte de Kurt Cobain, aunque el propio Vedder rechazó la idea, sin clarificar demasiado.

Si Vs es agresivo, Vitalogy es misterioso, extraño y oscuro. Mientras la banda se aleja de su sonido mas accesible, logra al mismo tiempo crear un disco que, dentro de su esquizofrenia logra sonar como una pieza entera, casi conceptual. Fue casi un filtro entre los oyentes que se vieron desconcertados y no interesados en este alejamiento del rock “tradicional” y los que pensaban que este nuevo enfoque experimental traía posibilidades interesantes y decidieron seguir este progreso de cerca.

La banda seguía generando tanto hype en 1994 aún sin videos musicales ni apariciones en TV que el esfuerzo anti-comercial de Eddie Vedder volvió a fracasar rotundamente, ya que el disco batió records millonarios de venta, al igual que Vs. La banda ahora libre de sponsors entraba en una etapa difícil de independencia y crisis internas. La presencia conciliadora de Jack Irons ayudaría a calmar las aguas, pero la gira de Vitalogy, plagada de cancelaciones, entradas falsificadas y todos los efectos colaterales de no contar con un gigante de la organización como Ticket Master, fue un momento sumamente difícil para la banda y para sus fans. El futuro de la banda colgaba de un hilo, y en aquel momento era casi cantado que Pearl Jam moriría junto con la fiebre del grunge, que entraba en su período de extinción a partir de mediados de los 90.

Autor:

Juani Vitale

Dejanos tus comentarios!